Paternoster

Portada
Album disponible en
https://play.google.com/store/music/album/Salvador_Carb%C3%B3_PATER_NOSTER?id=Bmvtj2efnbb7jlpwuy4hgv4qiui

Versiones para:

  • Coro mixto
  • Orquesta de cuerdas
  • Órgano
 
2014 – Salvador Carbó © All rights reserved
Para adquirir la partitura completa, solicítala en salvador@salvadorcarbo.com
 

El Paternoster, conocida como la “oración dominical”, enseñada por el Señor, es el corazón del Sermón de la Montaña y la síntesis del Evangelio.
La pieza que hemos compuesto se basa en el texto de Mt 6, 7-13:
 Intro
Orantes autum nolite multum loqui
Sic ergo vos orabitis
 

 1ª Parte

Abba
Pater Noster, qui es in caelis,

sanctificétur nomen Tuum,
adveniat Regnum Tuum,
fiat volúntas tua, sicut in caelo et in terra.

2ª Parte

Panem nostrum cotidiánum da nobis hódie,
et dimitte nobis débita nostra, sicut et nos dimittímus debitóribus nostris;
et ne nos indúcas in tentationem,
sed libera nos a malo.

 

Coda

Abba 
 

Algunes apuntes

La estructura de la misma es bipartita con cuatro versos cada una de las partes, precedida de una introducción y acabando con una coda. Yendo al análisis más exahustivo, podemos ver la siguiente tabla ilustrativa:

Estructura Paternoster
  • Introducción
    • Desde lo hondo y ante la confusión que parece que se multiplica como las palabras, se invita a la simplicidad al acabar con una sola nota sin recubrimiento
Van apareciendo los cromatismos y las disonancias para preparar a la escucha tras quedarse sonando únicamente la dominante:
  • 1ª Parte
    • Con el soporte de los bajos cantando “Abba”, como un balbuceo a modo de síntesis de toda la oración y que la va a envolver toda, con una figuración que une la respiración al latido del corazón, se eleva el Paternoster que se orienta hacia lo alto por dos veces, para pedir que descienda, se realice este Reino y se contemple su gloria en la tierra de igual manera que ocurre en el cielo.
Una muestra de como se une la respiración y la pulsación al sonar por tres veces “Abba”:
Podemos observar como se van incorporando las distintas voces a partir del bajo hasta llenarlo todo:
Y al escucharlo se puede apreciar como sobre la base repetitiva del bajo surge una linea que asciende (corresponde con el fragmento “Pater noster qui es in caelis”):
  • 2ª Parte
    • De modo inverso, ahora con los sopranos repitiendo la invocación, y con un movimiento de arriba a abajo, se piden lo necesario para vivir y el perdón, a lo que cabe añadir la preservación en las tentaciones y la liberación del mal
Y ahora, como reflejado en un espejo respecto a la primera parte, tenemos la A’, en dirección de arriba a abajo, como recibiendo un don que nos viene dado:
Y al escucharlo se puede apreciar como estando en la parte superior el motivo reincidente, aparece una linea en lo alto que va llenando todo hasta llegar a lo más grave (corresponde con el fragmento “Panem nostrum cotidianum da nobis hodie”):
  • Coda
    • Finalmente, y de forma progresiva, se van añadiendo las voces simplemente con “Abba” para, con un mismo cantar, respirar y sentir, dirigir hacia lo alto con confianza esta petición concorde.
Podemos observar en este gráfico la incorporación progresiva de las voces:
Con una aparente calma se balbucea tres veces el motivo “Abba” antes de que se incorpore una siguiente nota conformandose una armonía que sólo se resolverá, tras haber sonado doce veces,en el acorde final:
Escrito por Salvador Carbó
el 4 de Abril de 2014 en Marxuquera (Valencia)

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s